Acceder al foro

Política

Para dar puntos de vista sobre el acontecer político en la Comarca Lagunera y en México.

me
autor Escrito por i4everluis
Ciudadano distinguido
miércoles 25 de septiembre de 2013 15:39

La mentalidad de escasez, motivación del izquierdista.

Considero esta idea dada por Stephen R.Covey como una buena definición de lo que motiva a la gente como los izquierdistas a ser envidiosos.

"La mayor parte de las personas tienen profundamente grabado en su interior el guión de lo que yo 

denomino «mentalidad de escasez». Ven la vida como si hubiera pocas cosas, sólo una tarta. Y si alguien 

consigue un trozo grande, necesariamente otro se quedará con menos. La mentalidad de escasez es el 

paradigma de suma cero de la vida.

Las personas con mentalidad de escasez se sienten mal si tienen que compartir reconocimiento y mérito, 

poder o beneficios, incluso aunque sea con quienes les ayuden en la producción. También se sienten muy mal 

ante los éxitos de otras personas, incluso, y especialmente cuando se trata de miembros de su propia familia o 

de amigos íntimos, asociados o compañeros. Cuando alguien recibe un reconocimiento especial, una ganancia 

inesperada, tiene un éxito no table o alcanza una meta, casi les parece que se lo han arrebatado a ellas.

Aunque se manifiesten felices por el éxito de los otros, por dentro la envidia les corroe. Su sentido de la 

propia valía proviene de las com paraciones, y el éxito de otro en alguna medida significa su propio fracaso. 

Para el sistema de educación norteamericano, sólo una cierta cantidad de estudiantes pueden ser

«excelentes»; sólo una persona puede ser el «número uno». «Ganar» simplemente significa «derrotar».

A menudo las personas con mentalidad de escasez albergan la secreta esperanza de que los otros

padezcan alguna desgracia, no, una desgracia terrible, sino una desdicha aceptable que los «ponga en su 

lugar». Siempre están comparando, siempre están compitiendo. Dedican sus energías a lograr la posesión de 

cosas o de otras personas, para aumentar su sensación de valía.

Pretenden que los otros sean como ellas quieren que sean. A menudo aspiran a convertirlos en dobles de 

sí mismas, y se rodean de individuos que sólo les dicen «sí», que no las desafiarán, que son más débiles que 

ellas.

Para las personas con mentalidad de escasez es difícil ser miembros de un equipo con miembros 

complementarios. Consideran las diferencias como signos de insubordinación y deslealtad.

La mentalidad de abundancia, por otro lado, surge de una profunda sensación interior de valía y seguridad 

personales. Se trata del paradigma de que en el mundo hay lo bastante como para que nadie se quede sin lo 

suyo. El resultado es que se comparten el prestigio, el reconocimiento, las utilidades, la toma de decisiones. Se 

generan posibilidades, opciones, alternativas y creatividad. "


¿Te gustó este tema? puedes compartirlo, ¡es gratis!



¿Te gustó este tema? puedes compartirlo, ¡es gratis!


Foros de el Lector en El Siglo de Torreón.